Ácido retinoico: un tratamiento que hace maravillas en tu piel

¿Qué es el ácido retinoico?

El ácido retinoico (tretinoina) es un metabólico natural de la vitamina A. La vitamina A ácida, la forma principal de la vitamina, se encuentra en la piel. Su efecto se da sobre el ADN de la célula de la piel, aumentando la capacidad de renovación de la misma, manteniéndola en el mejor estado posible.

Al hacer el tratamiento con el ácido retinoico, notarás tu piel más fina, con un color más rosado, de aspecto más joven. Como efectos adversos, principalmente después de las primeras aplicaciones, el producto puede traer resequedad, enrojecimiento y descamación de la piel.

Es importante recordar que el ácido retinoico es un medicamento que requiere prescripción y un seguimiento constante de un dermatólogo. Por su parte, el retinol (nombre que se le da la forma de alcohol de esta vitamina) puede ser usado en cosméticos (sin receta) y con efectos mucho más pequeños si se comparan con el ácido retinoico.

También te puede interesar: Para qué sirven las mascarillas cosméticas elaboradas con productos naturales

Beneficios del ácido retinoico en la piel

El ácido retinoico puede hacer maravillas por tu piel. El otoño es la mejor época para empezar a usarlo a fin de tratar el daño causado por el verano. Mejorar el acné principalmente a basecomedoniana (claveles), unificar la piel, mejorar la textura, aclarar manchas y como tratamiento de estrías, son algunas de las indicaciones de su prescripción.

Además, por si fuera poco, puede ser combinado con otras sustancias, potenciando su efecto. Su uso puede ser en forma de crema, gel o loción, para aplicarse en casa y en la noche. Cuando se asocia con el peeling de ácido retinoico (las concentraciones de los peelings son mucho mayores que las utilizadas en el hogar),el resultado es estimulado. Como es un peeling superficial, debe ser en serie, esto es, en un mínimo de 3 sesiones. Por la mañana y por la tarde, antioxidantes, tensores, antiinflamatorios (en el caso del acné) e hidratantes también pueden ser utilizados.

Para terminar la combinación perfecta y cerrar con broche de oro, no te olvides de usar un buen bloqueador solar. Los productos recetados por un dermatólogo siempre tendrán un mejor resultado ya que tendrá un tratamiento más personalizado. Por ello, si tienes dudas, lo ideal es acudir con uno para que haga una revisión de rutina acerca del estado en que se encuentra tu piel; y así, que te recomiende los mejores productos y la forma ideal de emplear el ácido retinoico.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *